El libro de Jorge
Verbos: Caerse y levantarse

Traducciones del alemán

Verbos: Caerse y levantarse

Hay un hecho espiritual básico que consiste en caerse y que es también, naturalmente, el principio de nuestro fundamento.

En realidad, como descubrió el filósofo alemán Franz von Baader (1765-1841), nos caemos cuando buscamos apoyo. Aunque no lo sepamos. Uno se cae y, como consecuencia, se da un porrazo y el porrazo se lo da cuando encuentra, al fin, aunque quizá de manera demasiado brusca, algo en qué apoyarse.

De ahí la importancia de caerse.

Es lo que también estudió el psicólogo contemporáneo Ludwig Biswanger cuando analizó la expresión “caerse de las nubes”; es gracias a que nos caemos de las nubes que encontramos la tierra.

El mismo Franz von Baader ya había afirmado que precisamente el nombre de tierra, terra, provenía de la inversión del hecho que determinó nuestro fundamento, la detención, en francés, el arret —y al revés: terra—. La tierra es la detención, el arret, la aparición de un fundamento que detiene nuestra germinal caída.

Lo fundamental del hombre es caerse. Por suerte eso está siempre al alcance de todos. Lo dice bien nuestra popular canción: “un tropezón cualquiera da en la vida”. Casi se diría que con el tropezón nacemos a la tierra. Solo que hay que cuidar un equilibrio básico de fuerzas: tropezar, está bien; caerse, también, pero para detenerse al fin en la superficie. No hay que caerse con tanto entusiasmo que al final nos quedemos enterrados. Todos los movimientos hacia abajo deben tener por lo menos un límite y en todo caso compensarse con un movimiento hacia arriba.

La importancia de caer se entiende mejor si se piensa en el peligro mayor que significa flotar. Siempre es mejor caerse de una vez, “caerse de las nubes” y terminar pisando tierra, que no andar flotando. El que anda flotando ni pisa ni vuela. Y además, por lo tanto, ni siquiera sube.

Por eso se dice también teológicamente que en el principio fue la caída.

Además, todo el que cayó quiere levantarse, y precisamente eso, esa voluntad de levantarse y de subir, es lo que hace hombre al hombre. Pero ¿cómo podría querer subir, si antes no se hubiera caído?

* * *

El libro de Jorge es el blog de Carlos Maggi en EnPerspectiva.net. Actualiza los viernes con uno de los textos de El libro de Jorge, volumen que editó originalmente el Club del Libro del programa radial Discodromo en agosto de 1976.

El próximo viernes 25 de diciembre publicaremos, de las Traducciones del alemán, Objeto: Cama.

En Perspectiva no necesariamente comparte los puntos de vista expresados por los columnistas, blogueros y colaboradores, que son responsabilidad exclusiva de los autores

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

Escribir Comentario: