Recomendaciones para el final del verano

Recomendaciones para el final del verano

Por Rosario Castellanos ///

Previo a estas recomendaciones literarias debo hacerles una aclaración: para la elección de libros durante mis vacaciones opto siempre por el género de entretenimiento. Esto significa que estas recomendaciones son bastante light. Hecha esta salvedad, para aquellos que comparten mi criterio, van los siguientes comentarios. Estas lecturas corresponden al género policial y son obras de autores nórdicos. Para quienes hayan disfrutado de la trilogía de Stieg Larsson, Millennium, estas son novelas muy recomendables.

Una de ellas es El hombre sonriente, del sueco Henning Mankell. Se trata de la cuarta entrega de la famosa saga protagonizada por el inspector Kurt Wallander, que en esta oportunidad deberá resolver dos asesinatos y varios atentados vinculados a un complicado caso de delincuencia económica.

La mayor sorpresa me la llevé con otra novela policial cuyo título es El leopardo y su autor el escritor noruego Jo Nesbø (afortunadamente esta es una crónica escrita y no radial porque no sabría cómo pronunciar este nombre). Un libro de 690 páginas que leí en apenas cuatro días. Una trama llena de misterio, crueldad, intrigas y rivalidades entre distintas divisiones de la policía, un paranoico asesino en serie y un inspector que debe manejar la investigación apoyándose más en su intuición que en datos de la realidad.

El libro tiene un inconveniente que es preciso advertirles: los nombres de un sinnúmero de personajes, localidades noruegas y barrios de Oslo son ininteligibles y por lo tanto imposibles de retener. Las opciones que se me ocurren para superar este inconveniente son dos: apuntar cada nombre con una pequeña referencia de su ubicación en la trama, como para orientarnos cada vez que aparezcan, o resignarse a olvidar nombres que, a la larga, comenzaremos a reconocer a partir de las primeras 100 páginas (esto último fue lo que yo hice y me dio resultado).

Más allá de este primer entusiasmo y superado el mencionado inconveniente, fui por más y terminé comprando otros dos títulos anteriores del mismo autor. Todos ellos corresponden a la serie del mismo comisario, Harry Hole, un “anti héroe” que es gran parte del encanto de estas novelas.

En El leopardo se hace mención a los efectos que en el personaje dejó una investigación anterior relacionada con otro asesino serial. Esa historia se narra en otra novela, que lleva por título El muñeco de nieve y resulta igual de atractiva. Por esta razón también la incluyo en este comentario y, de ser posible, recomiendo leerla antes que El leopardo.

Si aún quieren más emoción e intriga, queda otro título al que puedo referirme. En este preciso momento estoy leyendo La estrella del diablo, una de las primeras novelas publicadas por Nesbø. En ella, el mismo comisario Hole atraviesa por uno de sus peores momentos personales, luchando contra su alcoholismo y lamentando la pérdida de una mujer que ha amado. Sus desprolijidades y desventuras le han valido el descrédito entre sus pares que, a pesar de la pésima opinión que de él expresan, siguen considerándolo como el policía más avezado para esclarecer delitos complejos como los casos de asesinatos en serie.

Los títulos de Nesbø están publicados por ediciones RBA –dentro de su colección Serie Negra– y en la colección Roja & Negra de Reservoir Books, y se encuentran en las principales librerías de plaza.

El hombre sonriente, de Henning Mankell
Tusquets Editores, Colección Andanzas
523 págs.

La estrella del diablo, de Jo Nesbø
RBA, Serie Harry Hole
480 págs.

El muñeco de nieve, de Jo Nesbø
RBA
496 págs.

El leopardo, de Jo Nesbø
Reservoir Books, Colección Roja & Negra
696 págs.

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

1 Comentario - Escribir un comentario

  1. Comparto con Rosario mi admiración por Jo Nesbo, y en general por la buena novela negra escandinava. El último que leí de Nesbo -y quizá el que me gustó más- es «El redentor». Pero el gran maestro me parece Henning Mankelll, creo haberlo leido todo, al menos en su fase policial (además es dramaturgo). Fuera de lo escandinavo, acabo de leer «Operación Dulce» de Ian McEwan (Sábado, Solar etc) me pareció muy recomendable.

    Reply

Escribir Comentario: