La guerra de las vacunas

Chandan Khanna / AFP

Por Juan Andrés Elhordoy ///

Hola, amigos de En Perspectiva. Les habla Juan Andrés Elhordoy y les propongo reflexionar sobre la guerra de las vacunas.

Los contagios de Covid-19 declarados en todo el mundo superan los 26 millones y los fallecimientos se aproximan a los 900.000. Con 213 países y territorios afectados, es claro que hallar una vacuna contra el nuevo coronavirus se ha convertido en una cuestión de máxima prioridad.

Elegí este asunto para analizar aspectos de la comunicación pública global que registra varios fuegos cruzados.

Empecemos con la vacuna y con información oficial. El pasado 25 de agosto, la Organización Mundial para la Salud (OMS) informó que hay:

• 6 proyectos en la fase 3, la más avanzada hasta ahora
• 31 en fase clínica, con pruebas en humanos
• 142 en fase preclínica.

Para entender de qué estamos hablando, la OMS aclara que solo una parte de las vacunas candidatas tendrán éxito. Quiere decir que no existe una correlación directa entre la fase de prueba y su superioridad o probabilidad de éxito futuro. Una vacuna que llega a la fase 3 no necesariamente indica que es mejor que una vacuna en la fase 1 o la fase 2.

Desde Uruguay, asistimos a esta frenética carrera con acelerada esperanza la evolución de las vacunas.
Según la OMS, de las seis vacunas candidatas: tres son chinas, dos estadounidenses y una británica.

Son desarrolladas por:
• La empresa Sinovac Biotech (China)
• El Instituto de Wuhan con Sinopharm (China)
• El Instituto de Beijing con Sinopharm (China)
• La Universidad de Oxford con la firma sueco-británica AstraZeneca
• La compañía alemana BioNTec, junto a la norteamericana Pfizer y el fabricante chino Fosun
• La compañía estadounidense Moderna

Propongo hacer un ejercicio y pensar qué haríamos si pudiésemos elegir una vacuna. ¿En cuál confiaríamos más? ¿La china, la estadounidense o la europea?

¿Y la vacuna rusa? ¿Por qué no aparece en la lista? ¿Cómo entendemos el anuncio del gobierno ruso y su vacuna llamada Sputnik V? ¿Es verdad? ¿La OMS oculta información clave? ¿Quién podrá defendernos?

Hoy pensamos por ejemplo en la ingeniería alemana como un atributo o calificativo. Lo mismo es con la “precisión suiza”, la “tecnología japonesa”, el “perfume francés”, la “pasta italiana”, “el tequila mexicano”, el “vodka ruso”, los “cigarros cubanos”, el “salmón noruego” y la “carne argentina”.

¿Y las vacunas?

Para reflexionar sobre comunicación, dejaría planteados dos aspectos que emergen con claridad y que son fundamentales.
• Lo primero, la imagen país

Un tema muy relevante que actúa como paraguas, como marco de referencia, como indicador de calidad, no solo de productos y servicios que ofrece, sino también como país de inversión.

Cuando pensamos en las vacunas, la marca no es otra cosa que la asociación de ideas que surgen de forma inmediata en la mente de cada individuo. Son ideas preconcebidas por un potencial comprador o inversor.
En el contexto de la pandemia y no como productor de vacunas, da la impresión de que Uruguay viene progresando, como lo viene haciendo desde hace muchos años.

• El segundo aspecto, tiene que ver con la credibilidad y la reputación.

Son activos muy importantes de un país. Los futuros fabricantes podrán tener el mejor producto, pero si la gente no confía, hay un problema. ¿Qué ha pasado con el anuncio de la vacuna rusa? ¿Es confiable? ¿Por qué no está en la lista de la OMS?

Mirando el Uruguay, la imagen y la credibilidad se explican por políticas de Estado que sobrepasan a gobiernos de distintos pelos y colores.

Y esa imagen y credibilidad explica a nivel de inversiones que…

• Hoy tenemos concreciones como la de UPM con su segunda pastera en Paso de los Toros y la del establecimiento Citrícola San Miguel en Bella Unión, con una inversión de 30 millones de dólares y 800 nuevos puestos de trabajo.
• Hoy tenemos anuncios por 100 millones de dólares que invertiría Google en el Parque de las Ciencias en Canelones y el de 30 millones por parte de Lumins, en Tacuarembó.
• Hoy existen exploraciones de Amazon para invertir 800 millones de dólares, lo que iba a ocurrir en Argentina y ahora parece que sobrevuela Chile o Uruguay.

Cada uno desde su lugar, sigamos cuidándonos del riesgo de la pandemia y también trabajando por la imagen que proyectamos como país.

Juan Andrés Elhordoy para el espacio Voces en la cuarentena de En Perspectiva

Juan Andrés Elhordoy es comunicador, asesor en comunicación institucional y corporativa, docente en la Universidad ORT, diplomado superior en Conflictos Ambientales, periodista y moderador de eventos.

***

Foto: Pruebas en busca de una vacuna para el Covid-19 en Florida, Estados Unidos. Crédito: Chandan Khanna / AFP

***
Podés seguirnos en las redes sociales de Radiomundo, en Facebook, en Twitter y en Instagram.
¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

1 Comentario - Escribir un comentario

  1. Juan Andrés Elhordoy me parece increíble leer un artículo que promociona las vacunas contra el covid. Todavía no te enteraste de todos los intereses económicos que hay detrás? No te enteraste de la asociación Médicos por la Verdad de Alemania, España, Argentina,Uruguay? Abrí tu artículo pensando que sería por la VERDAD. Qué DECEPCIÓN!

    Reply

Escribir Comentario: