Colapsaron las líneas del Sistema de Cuidados a raíz de la campaña en medios

La campaña en radio y televisión que emitió el Ministerio de Desarrollo Social (MIDES) sobre Sistema Nacional de Cuidados, desde el 16 de abril hasta el 6 de mayo, duplicó el número de interesados en el servicio, al punto que llegó a saturar las líneas de contacto disponibles.

(Audio spot de la campaña)

“No tengo nada, porque no soy una persona enferma. Estoy bien, pero me tengo que cuidar y tengo que tener esto. Todos los días me llaman por teléfono para ver cómo estoy, si necesito algo: cualquier cosa que me pase toco el botoncito y está”

(Fin audio)

Según informó la directora adjunta de la Secretaría Nacional de Cuidados, Patricia Cossani, al programa Así Nos Va de Radio Carve, y al diario El Observador, el “aumento exponencial” superó las proyecciones de la Secretaría.

Fuentes del ministerio indicaron que, mientras en la primera semana de abril se registraron 5.669 llamadas, en los últimos siete días de ese mes se contabilizaron 10.523.

Todavía se desconocen formalmente los números finales que arrojó la campaña. Se espera que el Ministerio los publique en las próximas semanas.

La Mesa de los Miércoles con Teresa Herrera, Fernando Butazzoni, Carina Novarese y Daniel Supervielle.

***
Foto en Home: Logo Teleasistencia en Casa. Créditos: http://www.sistemadecuidados.gub.uy

Viene de...
Reacciones en el espectro político luego de las declaraciones de Mario Layera

Continúa en..
Telegramas

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

2 Comentarios - Escribir un comentario

  1. A Carina Novarese: Muchas veces he coincidido con usted, le he escuchado en comentarios juiciosos. Hoy me pregunto qué le pasa. ¿Por qué se está fijando –o está empeñada en buscar– minucias, detalles, cualquie cosa para poder criticar de un modo o de otro al Sistema Nacional de Cuidados? Sus críticas aparecen como mezquinas y hablan de una clara pobreza intelectual. Pero no, usted es inteligente en grado suficiente como para darse cuenta de que el colapso de las líneas telefónicas es un estúpido argumento para criticar. Entonces, ¿es lo suyo campaña política?
    Otro aspecto.
    Los 15 minutos diarios que publicidad jamás se usan. Me parece perfecto que los hayan empleado para este fin. No fue para nada excesiva la campaña; sé, saben, que muchas personas ni enterados estaban de ese recurso. Y la prueba está en el incremento enorme del interés. Así que sí, se necesitaba una campaña de ese porte, Cotelo.
    Cuando durante la campaña política pasada escuché a Tabaré Vázquez enunciar su propósito de crear el Plan Nacional de Cuidados me dije: eso solo, vale un gobierno. Y lo dijo Vázquez, un ambicioso, que cuando quiere conseguir algo hace todo lo posible para obtenerlo. Claro, antes que eso, lo dijo alguien que piensa en la gente, como corresponde a quien crea merecer ser llamado “socialista”. “Los cuidados son un derecho”, expresión de enorme trascendencia y contenido humanista.
    Alguien dijo que existe en otros países. Más verdad que eso es decir que no existe en la mayoría de los países; vienen a interiorizarse, como con el Plan Ceibal. No será un invento uruguayo, pero eso es otra minucia; aquí necesitamos inventos, quizá, pero antes aquí y en el mundo entero se necesita de gobernantes que piensen primero en la gente, no en sí mismo como Darío Pérez, por ejemplo.
    Emiliano Cotelo: si vamos a ponernos a ver si colapsaron las líneas de teléfono o a cuestionarnos si fue un exceso emplear los 15 minutos… Usted se ha iteriorizado acerca del Sistema, conoce los alcances que ya tiene y tendrá, y usted se habrá preguntado –como lo he hecho yo– quién me va a cuidar cuando ello sea necesario. No lo sabemos, ni siquiera sabemos si podremos contar con alguien. ¿Hijos si los hubiere, yernos, nueras, nietos, sobrinos, amigos de hoy, cuidadores pagos? Mmm… Esto mirando solo un aspecto del Sistema, que usted sabe abarca bastante más.
    De modo que LOS CUIDADOS SON UN DERECHO, es una afirmación que se está transformando rápidamente en acciones, y ello significará un ito en la historia de los avances sociales en el uruguay.
    Carina Novarese: ¿Quién va a cuidarla mañana, a usted y a sus seres queridos? ¿Quién cuidará de los integrantes de La Mesa y de Emiliano Cotelo? ¿Y de mi quién cuidará? ¿Quién cuidará de todos nosotros, si no morimos prematuramente y tenemos la suerte de vivir muchísimos año?

    Finalmente y un poco aparte ¡Eleven el nivel! No sé si estaré en lo cierto, pero tengo la impresión que viene de a poco bajando.

    Reply
    1. Pido disculpas por las faltas de ortografía. Escribir “ito” por hito es como escribir ojo con hache. Hiere los ojos.
      Alguien me dijo que no me preocupara tanto, que muchas personas, hasta las más “letradas”, cometen faltas de ortografía. Luego –sin dejar de preocuparme y un poco avergonzarme por mis faltas– recordé, entre otras, las siguientes situaciones:
      1–Los organismos del Estado en sus publicaciones ahora tutean. Eso… bueno, vaya y pase, pero además ignoran tildes y desfiguran los verbos a la manera coloquial rioplatense (digitá, tenés, etc.) Está muy mal que lo hagan y está muy mal que a la Ministra de cultura no le importe. Hace poco escuché a un conocido presentador de televisión de España traducir “Andate” (título de un tango) como “quédate”. Claro, se parece más a quédate que a vete. Debemos cuidar el idioma si queremos entendernos entre los hispano-americanos todos y los españoles. Ya bastante reprobable es la atrevida y aberrante intervención de la RAE sobre nuestro idioma.
      2–Es corriente escuchar a integrantes de La Mesa y a entrevistados decir “aujero” por agujero, derivada de aguja.
      3–Mil veces he escuchado en el programa emplear la expresión “ojo de la tormenta” en el sentido opuesto a su significado: calma; es el centro del ciclón.
      4–Ana Ribeiro, doctora, agrega una ene al final del verbo, segunda persona del plural, presente del imperativo (ej.: “diganlón”, por díganlo, y encima de una esdrújula hace una aguda) Cualquiera diría que no aprobó segundo año de primaria.
      5–En la última presentación en La Mesa de Teresa Herrera, doctora, en el colmo de su feminismo enfermizo se le ocurrió decir “hogar [monomarental]” Butazzoni le dijo: “Esa expresión no existe”
      Yo no terminé la enseñanza secundaria, pero he visto que hay personajes que han sido elegidos para hablar ante un micrófono en un medio de difusión pública, a partir de títulos, doctorados y extensos y brillantes currículos, que conocen el idioma menos que yo. Debieran conocer el idioma pero sobre todo, debiera importarles corregirse. Eso no sucede. Tienen mucha inteligencia, mucha labia, muchos títulos, escriben libros y cometen faltas en el uso del idioma que no se admitirían en una redacción de escuela primaria. Y no les interesa aprender.
      Lamento mis faltas de ortografía.

      Reply

Escribir Comentario