Diez años de la entrega de la primera computadora del Plan Ceibal

Esta mañana se desarrolla un nuevo consejo de ministros abierto. Esta vez, en la localidad de Cardal, en el departamento de Florida, donde hace diez años empezaron a usarse las primeras computadoras del Plan Ceibal.

El 10 de mayo de 2007, en la escuela N° 24 de Cardal, Vázquez entregaba las primeras 150 máquinas a niños y maestros. En el discurso que pronunció en aquella ocasión destacó la importancia que a su entender tenía esta iniciativa.

Al día de hoy, el Plan Ceibal ha entregado ya más de 800.000 dispositivos en todas las escuelas públicas de país.

La Mesa de los Lunes con Leonardo Costa, Gabriel Mazzarovich, Jimena Olascoaga y Hoenir Sarthou.

Viene de...
Macron ganó la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Francia
El presidente del BCU, Mario Bergara, no descarta ser candidato a la Presidencia por el FA

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

5 Comentarios - Escribir un comentario

  1. El «Plan Ceibal» no existe. Lo único que existe es un reparto indiscriminado y sin sentido de computadoras, como si con ese simple gesto se lograra algo, aparte de resultar un gastadero de plata.

    El «Plan Ceibal» no ha dado ningún resultado positivo. Lo ha admitido el propio Grompone, aunque, por motivos sentimentales, sigue apoyando el «Plan».

    El «Plan Ceibal» es sólo un gran negocio del Sr. Brechner y Cia.

    La Sra. Olascoaga «reclama» que se haga algo más… ¿10 años después? Los chiquilines que ganan concursos y competencias en el exterior, los habrían ganado sin el Plan Ceibal. En lo que acierta y con lo que concuerdo con ella es que los docentes no han podido sacarle el provecho que se podría haber sacado. Entonces…. ¿cómo se puede afirmar que el Plan Ceibal es exitoso si en los hechos los docentes no las utilizan ni están capacitados para emplearlas didáctica y pedagógicamente?

    En eso Sarthou mete el dedo en la llaga. Como siempre, sus análisis son muy acertados.

    Leonardo Costa le erra al bizcochaso, que se limite a análisis legales, que es su verdadero metier y en esa área siempre hace aportes muy intesantes.

    Lo de Mazzrovich es muy previsible: como siempre apoya todo lo que haga el FA, indistintamente de lo que hagan. La «anécdota» de la niña, muy tiernita, podrá o no ser cierta, pero es una excepción. Por favor, hable con las maestras, que le cuenten el estado lamentable en que se encuentran los equipos. Que la mitad de la clase lo tiene roto y la otra mitad no lo trae, que no lo usan nunca porque no es posible hacer actividades pedagógicas empleando la computadora si los chiquilines no las traen o los traen rotas.

    El Plan Ceibal es un gran fraude, pero un buen negocio para un reducido número de «militantes» privilegiados.

    Reply
  2. Este señor del primer comentario es negativo. Tengo familia Qué van a la escuela la tercera Yo acá en Villa cardal y la usan la tablet del plan ceibal todos los días la tienen que llevar cargada. Así que no digas que no la USA porque lleva la mitad porque la otra mitad la lleva no sabe nada de lo que está diciendo. Los niños del Uruguay cuando termine de realizar bachiller, cuando tengan 18 años van hacer otros niños otros muchachos con un dominio en la tecnología increíble. No de gustó Uruguay es ejemplo en el mundo por este plan.

    Reply
  3. Estoy de acuerdo con Repetto.
    Hoy los chicos llegan a la Udelar careciendo de nociones básicas de comprensión lectora (podría relatar diversas anécdotas dignas de Firpo) y de matemáticas.
    Con relación a la novedad planteada por Mazzarovich de contar con internet en una plaza, se ve que el español no salió de su terruño y no visitó el resto de Europa (amén de que en cualquier local comercial de España se cuenta con wifi gratis al igual que acá).
    Saludos

    Reply
  4. Si bien a Jorge se le nota la hiel en este tema, lo que dice sobre las ceibalitas es cierto. Mi prima es maestra y nunca pudieron usar las ceibalitas en clase. Por un lado a las maestras nunca las capacitaron adecuadamente para usar las computadoras y por otro los gurises rompen las máquinas y no las traen para arreglar o directamente se las olvidan en sus casas. Todo un problema, que vuelve inviable el uso de computadoras en clase. Ella me dice que para los gurises son simples juguetes y la mayoría ya ni les presta atención porque tienen celulares con más juegos y aplicaciones que lo que traen las ceibalitas. Ya ni les interesan. Concuerdo con Jorge: no hay plan, nunca lo hubo.

    Reply

Escribir Comentario: