MEF destaca “estabilidad económica” de Uruguay en presentación para inversores extranjeros

El Ministerio de Economía y Finanzas publicó el martes el primer informe de presentación institucional del país destinado a inversores extranjeros.

En las páginas iniciales del documento, conocido un día antes de la emisión de bonos de deuda que se realizó ayer en el mercado internacional, se resalta el buen desempeño del país en el control de la pandemia de Covid-19 comparando la evolución de la curva de contagios con la de otros países de la región. 

Además se consigna que, más allá de la pandemia, el gobierno envió al Parlamento una ley de urgente consideración que incluye “reformas estructurales y fiscales”.

Por otro lado, el texto afirma que “Uruguay es un bastión de estabilidad económica, social e institucional” en el que se destaca la confianza en la democracia, la paz social, la baja percepción de corrupción en el sistema y la firme adhesión al Estado de Derecho. 

En otro pasaje la presentación pone de relieve “la baja informalidad y la amplia red de seguridad social” y afirma que “el seguro de enfermedad como el de desempleo se volvieron instrumentos para enfrentar ordenada y ampliamente la emergencia sanitaria y sus consecuencias”. 

También se destaca “el buen nivel de reservas internacionales” que “mitigan el riesgo a un shock externo de la economía”, se subraya la inversión en la nueva planta de celulosa de UPM  y se valora la posición internacional de Uruguay como “líder en energías verdes”.

El documento fue compartido ayer en redes sociales por varios militantes frenteamplistas que remarcaron las menciones a logros que vienen de la anterior administración. 

La Tertulia de los Jueves con Martín Couto, Fernando Scrigna, Daniel Supervielle y Esteban Valenti.

Continúa en...
Javier García sostuvo que no comparte iniciativas de Cabildo Abierto para amnistiar a militares
Telegramas

***

Documento relacionado
Presentación institucional del MEF para inversores internacionales

Foto en Home: Ministerio de Economía y Finanzas. Crédito: presidencia.gub.uy/

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

3 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Buena señal de Arbeleche, señal muy a contrapelo de lo que sostuvo a viva voz en la pasada campaña electoral.
    Además, es exitosa la emisión de deuda por el equivalente a dos mil millones de dólares, resulta por lo menos curioso que atribuya tal éxito exclusivamente a la gestión sanitaria de un cuatrimestre pandémico.
    °
    La realidad no siempre coincide con sus relatores, incluso a veces los contradice.
    Probablemente el vocablo «posverdad» tenga además de representación, carnalidad; carnalidad desleal.

    Reply
  2. Es interesante ver las piruetas retóricas que hay que hacer para ver coherencia en esto. Da un poco de risa, porque por ejemplo el Uruguay con un 50% de informalidad en 2005 era una obra bárbara de blancos y colorados, pero el Uruguay de un 25% de informalidad que hay ahora es una barbaridad. Asiste la razón al FA y, en esta mesa, a la indignación de Valenti y a la prolija argumentación de Couto.

    Yendo al tema de fondo… los inversores no compran los folletos del gobierno. Saben que históricamente el Uruguay paga, cueste el sacrificio que le cueste a su población. Paga las deudas que contrae el Estado e, incluso, las pérdidas del sector financiero privado tomando más y más deuda. Toda la deuda que sea necesaria para garantizar la mentada estabilidad del sistema financiero. Pagó cuando quebró el Banco Mercantil, pagó en dictadura la crisis de la tablita del 82, comprando las carteras incobrables del Citybank y del Bank of America (¿recuerdan las «carteras pesadas»?), pagó los costos de recapitalizar el Comercial, el Pan de Azúcar, el Banco de Italia, el Caja Obrera, esto ya en democracia… y en varias oportunidades, de a uno y fusionados. Pagó los costos de la crisis de 2002, del vaciamiento del Banco de Montevideo para mantener a flote al Banco Alemán en Paraguay y al grupo Velox en Argentina… y seguirá pagando todo, cueste lo que cueste: en lo último que un gobierno uruguayo está dispuesto a recortar es en servicios de deuda. El día que eso no se pague, hará rato que el resto de las funciones del Estado estarán paradas.

    Dicho esto, la gestión de deuda del FA, en la que estuvo Arbeleche, fue muy inteligente en el sentido de pesificarla, pasarla a «deuda soberana» y bajar el ratio de deuda por PBI. Eso la hace más «pagable» y facilita la idea de que el gobierno actual tiene espacio para endeudar más al país. Pero insisto en que si hay algo que saben los inversores es que el Uruguay va a pagar porque es un consenso de prácticamente todo el sistema político que la deuda es el compromiso más importante que tiene el Estado.

    Reply
  3. No tienen manera de defender el doble discurso de este gobierno. Quedó claro, que los discursos de campaña son para ganar elecciones, pero a la hora de gobernar aparece la realidad.

    Reply

Escribir Comentario: