PIT-CNT lleva a cabo el primer paro general en el gobierno de Lacalle Pou

El PIT-CNT convocó para hoy a un paro general nacional de 24 horas bajo la consigna «Por presupuesto popular, por un Uruguay en movimiento». 

La movilización es por más trabajo, salario, salud, educación y vivienda digna, por una renta básica y una canasta de servicios, por memoria, verdad y justicia, y por más recursos para la Ley integral de violencia basada en género.

Ayer, el secretario general del PIT-CNT, Marcelo Abdala dijo que el paro es, entro otros puntos, para reclamar que haya un Estado “proactivo” para generar trabajo mediante inversión pública:

Es una acción que pretende lanzar un grito de que en vez de ajuste deben desarrollarse medidas a favor de las grandes mayorías del pueblo. 

En la plataforma publicada en Twitter, la central asegura que “las líneas del presupuesto presentado por el gobierno impactan directamente en el salario de las y los trabajadores, mientras se le aumenta a unos pocos privilegiados”.

El PIT CNT señala que hay más de 100 mil personas que han caído en la pobreza, cuyas necesidades deben ser atendidas mediante una renta básica y una canasta de servicios. La central además afirma que hay más de 110 mil trabajadores en seguro de paro, y convoca a movilizarse para evitar más despidos, una “medida que cada vez más se está tomando” por parte de las empresas.

Por otro lado, la central pide priorizar la educación y la vivienda en el presupuesto. Además rechaza “los recortes” en la salud y la “pérdida salarial” para los trabajadores del sector. 

Asimismo, el PIT CNT reclama declarar una emergencia nacional por la violencia de género, una situación que entiende “se ha agravado debido a la pandemia y de la que el Estado debe hacerse cargo”. 

La Tertulia de los Jueves con Martín Couto, Cecilia Eguiluz, Daniel Supervielle y Esteban Valenti.

Continúa en...
¿El presidente tiene que haber leído los 690 artículos del presupuesto?
Telegramas

***
Foto en Home: Marcelo Abdala y Fernando Pereira durante la conferencia de prensa del PIT-CNT, en la sede de la central sindical. Crédito: Santiago Mazzarovich / adhocFOTOS

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

3 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Hoy, por estar de huelga, escuché la tertulia política de los jueves, cosa que rara vez hago a pesar de que En Perspectiva es desde hace mucho tiempo mi programa de cabecera; mucha picantina y poquito churrasco, demasiados fuegos artificiales y escasa navidad.
    Dos publicistas haciendo publicidad, una aprendiz pagando derecho de piso y uno que responde en serio.

    Perdón por la dureza, dureza que es sincera.

    Reply
  2. Me quedé asombrado de que Supervielle no hiciera paro. Un funcionario de confianza del gobierno que no haga paro es realmente sorprendente: menos mal que lo aclaró. Perdón por la ironía, pero al principio pensé que la broma la hacía él y luego ví que estaba hablando enserio.

    Dejando este asunto, comento que las tertulias son el único programa de panelistas opinando que escucho. La razón por la que lo hago es porque los panelistas son en general fieles representantes de posturas que existen y son representativas de sectores significativos de la sociedad. Con algunos concuerdo en unas cosas, con otros en otras, pero me gusta sobre todo escuchar a la gente que no piensa como yo, para entender cómo argumentan.

    Para que los argumentos se muestren en su versión más elaborada e inteligente, el orden es indispensable. Es muy positivo que en la tertulia la gente en general espere estoica mientras escucha una andanada de argumentos que le parecen aberrantes e inaceptables. Nadie siente esa premura de hablar rápido antes de que lo interrumpan ni de decir frases efectistas para descolocar a un interlocutor que lo hostiga. Sigo las tertulias desde que empezaron allá por el 98 o 99 y recuerdo que al principio no era fácil ordenar la discusión y que la gente evitara gritar e interrumpirse. Últimamente es raro que suceda, siendo la última que recuerdo entre Ramela y Rubianes y se trató inteligentemente de desactivar ese conflicto personal.

    Pues bien, con asombro veo que últimamente Cotelo incita a los panelistas a interrumpirse y la verdad que me apena que la tertulia de En Perspectiva se pueda transformar en otro programa de panelistas que hablan unos arriba de los otros y grana el que grita más. Ojo que no digo que haya pasado, está lejos de eso porque los panelistas son en general disciplinados por la propia dinámica histórica que tiene el programa. Pero mi consejo –y pedido– es no ir por ahí. Francamente la gresca en un demonio que más vale no despertar. En Perspectiva se ha ganado su reputación por privilegiar la reflexión por sobre el show y eso es lo que supongo que a la enorme mayoría de los oyentes nos hace seguirlo día tras día.

    Reply
  3. Yo pienso que el movimiento sindical ha tratado sorprendentemente bien al gobierno con el asunto de los paros, sobre todo por ser claramente de signo político contrario. Recién ahora un paro de 24 horas, cuando se trata la ley de presupuesto. No digo que esté bien ni que esté mal, sino que los antecedentes hacían esperar otra cosa. Y me parece también que hay una interna en el PIT CNT entre moderados y radicales que se trata de disimular.

    Reply

Escribir Comentario: