Reacciones de políticos uruguayos ante el triunfo de Bolsonaro en Brasil

La victoria de Jair Bolsonaro en las elecciones del domingo pasado en Brasil provocó reacciones diversas en la clase política uruguaya.

Por ejemplo, la senadora nacionalista Verónica Alonso celebró el resultado del balotaje al considerarlo “un cachetada enorme a los políticos corruptos e ineptos” y pronosticó que lo mismo «va a pasar en Uruguay y la inmensa mayoría de la población le va a decir basta a la corrupción y a los políticos ineptos e incapaces».

Mientras tanto, Edgardo Novick viajó hasta Rivera para celebrar en la frontera. Así habló el líder del Partido de la Gente.

(Audio Novick)

Los brasileños votaron contra la inseguridad y contra la corrupción. Millones y millones de brasileros están cansados de que los roben, de que los asesinen. El Partido de los Trabajadores, que es de Lula, robó a los trabajadores y hoy dicen “no quiero más PT”. Hasta los brasileños más humildes, las familias más pobres, votaron contra el PT. Y eso es lo que va a pasar también en Uruguay.

(Fin audio)

Mientras tanto, otros referentes opositores como Luis Lacalle Pou o Ernesto Talvi, midieron sus palabras. El precandidato por el sector colorado Ciudadanos declaró: “Hacemos votos para que la integridad de las instituciones, el ejercicio de la tolerancia y el respeto por la dignidad humana sean prioridad. Y contribuyan a curar la fractura que divide a Brasil”.

En el oficialismo, luego de algunas críticas de ministros hacia Bolsonaro durante la campaña electoral, el presidente Tabaré Vázquez tomó a su cargo la respuesta del Gobierno, que se produjo recién el lunes de mañana, en una conferencia de prensa, donde felicitó al militar retirado por su elección. Más tarde incluso lo llamó, habló por teléfono con el, anunció que está dispuesto a concurrir al acto de asunción si es que recibe la invitación correspondiente.

Otro tono muy distinto tuvieron las reacciones del precandidato frenteamplista Óscar Andrade y del PIT-CNT, ambos muy duros en su cuestionamiento al presidente electo de Brasil pero, al mismo tiempo, convocando al análisis de los desvíos en los gobiernos anteriores que pueden haber llevado a un resultado electoral como el del domingo.

La Mesa de los Miércoles con Adriana Marrero, Hoenir Sarthou, Guillermo Fossati y Óscar Ventura.

Continúa en...
Carolina Cosse anunció que se decidió evitar el aumento de las tarifas del combustible
Telegramas

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

7 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Excelente Adriana Marrero. Deleznable Oscar Ventura y también Fossatti, no lo quieren decir pero son fascistas los dos. Este país es un país de hipócritas que dan asco. Están recontentos y no lo pueden esconder.

    Reply
  2. Y Hoenir Sarthou patético con su izquierdismo extremo que se pasa criticando todo lo que hace el gobierno del FA porque lo considera traidor al marxismo. Por favor!!!!
    Oscar Ventura además es mal educado, interrumpe constantemente. No sé qué hace ese señor en el Instituo Nacional de Evaluación Educativa. Es un ejemplo claro de que el FA no debería compartir NUNCA ningún cargo de dirección de instituciones del estado con integrantes de los partidos tradicionales, lo ha hecho el gobierno con buena voluntad y se aprovechan para atacar. Recomiendo leer artículo de Aldo Marchesi sobre elecciones en Brasil y repercusiones en la región.

    Reply
  3. Lamentable Marrero (como siempre). Es una pena que Hoenir Sarthou (el Nº 1 de las mesas, y de los que piensan diferente, se junten en una mesa.
    De Marrero ya me harté de sus pobres (y torpes) intervenciones.
    Pero quiero escuchar a Sarthou!

    Ana: Los continuos comentarios a favor de un partido y no a favor de la reflexión, no ayudan.

    Reply
  4. Como señalé en un comentario a principios de la semana, los casi 42 millones de abstenciones más votos en blanco y anulados son una cifra lo suficientemente significativa como para no incluirla en el análisis (y son 42, no 47 como equivocadamente marcó Ventura).

    En cuanto al tema de la Mesa -las reacciones de los políticos uruguayos sobre el triunfo de Bolsonaro- quisiera señalar dos cosas:
    1) la posición correctamente mesurada de los principales líderes de todos los partidos.
    2) los desvíos de esa conducta de algunos pocos actores (los de más baja estofa). En particular, la liviandad de las afirmaciones de Novick: no es cierto que los más pobres votaron a Bolsonaro. ¡Todo lo contrario!
    Entre los 1000 municipios con mayor IDH de Brasil, Bolsonaro ganó en 967 y Haddad en los 33 restantes. En cambio, en las 1000 ciudades con IDH más bajo Haddad ganó en 975 y Bolsonaro en los restantes 25.
    Que cada político festeje o condene lo que más se acerca a su cabecita -o a su conveniencia- es parte del juego. Pero que lo hagan falseando la realidad no deberíamos tolerárselo.
    La dificultad de la Mesa para atenerse a la consigna y hablar sobre la reacción de los políticos uruguayos me resultó muy sintomática. Dejando de lado las diferencias de estilo -en lo personal me disgustan las intervenciones demasiado histriónicas o circenses- se centraron más en bajar línea que en responder la consigna.

    Reply
  5. Adriana Marrero, sus comentarios carecen de veracidad, es suficiente mirar la historia para ver mujeres que han logrado sus objetivos (que ud dice ser patrimonio del Patriarcado) Sirimavo Bandaranaike, M.Thatcher, Golda Meir y mas cercano en el tiempo (Alemania, Croacia, Brasil, Chile, Liberia, Jamaica, …).
    No todos los miembros del Patriarcado queremos ser Presidentes o P. Ministros, tal vez Ud crea que sus sueños son los de todas las «mujeres oprimidas por el Patriarcado», pero es probable que no.

    Reply
    1. Sr. Aldabalde. Le ruego me indique usted en qué momento pronuncié la palabra «patriarcado»: nunca. Usted lo usó tres veces, y siempre con mayúsculas, cosa que realmente, no me sorprende. El voto femenino tiene 100 años. Hábleme usted de las probabilidades de que, mujeres que no podían votar, llegaran a algún cargo electivo en este mismo país. 100 años después, cuando las dos terceras partes de egresados universitarios de este país, somos mujeres, -y ya no nos pueden decir que somos las menos calificadas- explíqueme por qué ocupamos un número ínfimo de cargos electivos, directivos o gerenciales. Cuando el 95% de las maestras son mujeres, me gustaría saber por qué nunca hubo una Presidente del Codicen mujer. Y esto no es cosa del pasado. Hace tiempo que hay mujeres doctoradas. ¿Sabe usted que para ingresar en el nivel más alto del Sistema de Investigadores, en Ciencias Sociales, las mujeres tienen que tener un 30% más de publicaciones que los hombres del mismo nivel? El resultado es que de 10 investigadores, 7 son hombres, y entre todos, tienen menos publicaciones que las tres mujeres restantes. No, para usted seguramente eso no es discriminación. No está solo. Pero no por eso, tiene razón.

      Reply

Escribir Comentario: