Video desacredita a una persona que denunció abusos durante operativo policial

El ministro del Interior, Jorge Larrañaga, le mostró ayer al presidente del PIT-CNT y a la secretaria general de Adeom, Valeria Ripoll, un video que desmiente una denuncia de abuso policial realizada ante la Fiscalía por un funcionario municipal afiliado al sindicato.

El trabajador, identificado como Daniel Piñeyro, declaró a varios medios que el jueves pasado sobre las 10 de la noche transitaba en moto por el acceso oeste a Montevideo cuando fue parado por la Policía para un “control de rutina”. Según relató, mientras se sometía a una revisión, uno de los efectivos le dijo “comunista, se acabó el recreo”. Luego aseguró que dos policías fueron a pegarle, y él salió corriendo hacia la ruta. Según su relato, cuando se detuvo fue herido en la pierna por un disparo de arma de fuego. Allí, según contó, recibió una “paliza” de los policías.

Sin embargo, el video del operativo de control, filmado desde una cámara GoPro adosada al informe de uno de los policías, no muestra lo que el funcionario denunció y lo que deja claro, por lo menos en lo que está grabado, es que no hubo violencia. Según lo resumió Valeria Ripoll, no hubo “ni golpes, ni agresión física, ni disparos”.

Pereira por su lado agregó que «el caso está en la órbita policial»  y el fiscal analizará cada uno de los videos.

En la grabación, difundida ayer de tarde, se ve una discusión entre el hombre y la policía en la calle. El trabajador se queja de la forma en que le hablaron dos uniformados y sostiene que uno de los agentes le arrojó un bolso al piso. Los efectivos lo desmienten, piden a otro policía que revise su grabación de los hechos, de la cual surge que su relato no era correcto y, en cambio, el hombre empujó a uno de los efectivos, molesto por haber sido sometido a un control policial.

Sobre el final del video, el policía que porta la cámara en su uniforme le dice a la persona que si se disculpa con los agentes y reconoce su error, se puede ir a su casa. Finalmente, la persona accede a disculparse con los efectivos:

Usted no es ningún delincuente pero la actitud que toma es pésima. Amerita llevarlo a la comisaría. Si se disculpa con los funcionarios y reconoce su error se puede ir para su casa. No estamos para complicar a gente trabajadora. Usted está cansado, estresado… pero no puede tirarse contra la Policía, por más que la Policía le hable fuerte. Las cámaras vieron todo, usted me empujó. ¿Vamos a terminar en buenos términos? Pídale disculpas por su actitud a los policías y vaya para su casa. Nada más. Baje el orgullo. Reconozca el error. Pídales disculpas y se va para su casa.

Antes de que se retirara el funcionario municipal, se escucha a una mujer policía que le dice: «Acostúmbrese porque esto va a ser frecuente, acá en esta zona o en otra. Eran sólo cinco minutos”.

La Tertulia de los Miércoles con Martín Bueno, Casilda Echeverría, Juan Pedro Mir y Hoenir Sarthou.

Viene de...
Ministro de Turismo propone autorizar la compra y el consumo de cannabis a turistas extranjeros

Continúa en...
Telegramas

***
Foto en Home: Presentación de nuevos patrulleros de la policía en Plaza Independencia. Crédito: Javier Calvelo/adhocFOTOS.

¿Mirás nuestros videos, escuchás los audios, leés las notas que subimos a la web? La continuidad de esos servicios depende de que tú contribuyas a financiarlos. Te invitamos a ser Socio 3.0 de En Perspectiva, asumiendo un abono mensual. Más información en este mensaje de Emiliano Cotelo: enperspectiva.net/socios

Comunicate al 2902 5252 – interno 109

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

3 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Patético lo del Partido Socialista. Patético, pero no por ello sorprendente, dado lo mucho que ha divergido el partido de lo que fueron sus orígenes y principios. Han perdido el rumbo, están perdiendo a su gente y para colmo se enfrascan en estas campañas de enchastre. Lamentable

    Reply
  2. Parece que no mintió el denunciante. Porque en el video falta la parte en que la persona sale corriendo, incluso lo mencionan en esta parte publicada, la agente le dice «si sales corriendo yo pienso que algo está mal», pero no aparece esa parte ni por qué sale corriendo. Supuestamente fue allí, según el relato, que los efectivos tiraron con armas de fuego.
    Casilda, la Institución de Derechos Humanos no es una Comisión, y la razón de su existencia legal es garantizar los derechos humanos de todos los habitantes de la república, incluídos los de Casilda.

    Reply
  3. Tiene razón Moraes. El problema es que lo que se hizo público no contiene la parte donde el denunciante asegura haber sido agredido. Esto correspondería a cuando lo detuvieron y lo devolvieron al piquete donde lo habían detenido. Tiene que haber registros íntegros de estos operativos, desde que se detiene a la persona hasta que se va. Hay que evitar los relatos y las situaciones de bloqueo donde se contraponen palabras. El gobierno quiere hacerlo por ley, suponiendo que a falta de pruebas en contrario, es la policía que actuó bien. Eso no da garantías a los ciudadanos y le da un cheque en blanco a un cuerpo policial que seguramente tiene excelentes funcionarios, pero también de los otros. Teniendo tantos policías en tantos operativos, es una garantía de abusos.

    Quiero resaltar que esta parte está muy bien. Es lo correcto, lo que uno espera de la policía: firmeza pero con respeto. Resalto especialmente lo de «bajar el orgullo». Desde hace muchos años hay un ambiente en la calle de enorme violencia, con poca capacidad de diálogo y ninguna de pedir perdón. La gente no soporta que se le marque un error, se pone violenta. Ojalá estos controles no se salgan de cauce, haya registros íntegros de ellos y sirvan para acostumbrar a la población a «bajar el orgullo», al menos con la policía. Algo es algo, al menos que aprendan a moderarse para evitar una detención ya es un buen ejercicio.

    Reply

Escribir Comentario: