Larrañaga apoya recolección de firmas contra impuestos a jubilaciones

El senador Jorge Larrañaga apoyará la recolección de firmas para una reforma constituconal que prohíba la aplicación de impuestos a jubilaciones y pasividades.

El líder de Alianza Nacional habló sobre este tema en el programa Claves Políticas de Nuevo Siglo.

(Audio Jorge Larrañaga)
“Vamos a apoyar también una instancia de recolección de firmas en ese sentido (para el de los jubilados) Nos parece que no es de justicia, hoy, estar gravando jubilaciones y pensiones que el último aumento que se va a registrar ahora va a ser de $331 (para jubilaciones mínimas)”
(Fin de audio)

El 3 de julio se lanzó la campaña de recolección de firmas para convocar a un plebiscito donde se vote una reforma constitucional que elimine el “Impuesto de Asistencia a la Seguridad Social” (IASS), la contribución que hacen jubilados y pensionistas bancarios para sostener su caja y el tributo que ahora se impondría a las pasividades militares más altas.

La iniciativa propone que se agregue al artículo 67 de la Constitución: «Las pasividades, las pensiones, y en general todo tipo de prestaciones de seguridad social, servidas por el BPS, o entidades estatales, paraestatales o privadas, no podrán ser gravadas con tributos de ninguna naturaleza, ni ser objeto de detracciones, descuentos, o prestaciones de cualquier tipo, salvo las obligatorias alimentarias, de salud o las que consienta su titular».

Consultado sobre la ley de inclusión financiera, Larrañaga sostuvo que también apoya la campaña para flexibilizarla por medio de otra reforma constitucional.

La Mesa de los Miércoles con Teresa Herrera, Rafael Porzecanski y Guillermo Fossati.

Continúa en...
Polémica en torno a datos del BID sobre egresados del bachillerato
Telegramas

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

3 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Muy bien con la progresividad al gravar los ingresos. Pero las jubilaciones están topeadas (aunque no están topeados los aportes). De esta forma, los trabajadores activos pagan IRPF y un excedente de aportes a la seguridad social que se transforma en impuesto porque no se reflejan en la jubilación efectiva que reciben. Por lo tanto, se pagan dos impuestos en activo sobre esos ingresos. Si además les ponemos impuestos a lo que queda, en forma de IASS, estamos imponiendo un triple impuesto a los ingresos generados. La injusticia es, entonces, topear y cobrar impuestos; o una cosa o la otra.

    Reply
  2. En líneas generales creo que la opinión del Sr. Rafael Porzecanski es la más adecuada al hecho. Intuyo una intencionalidad política en los partidos que apoyan ambos pleibiscitos. Se suman a un reclamo entendible desde intereses particulares que no responden a la sociedad en su conjunto. Hay individuos, varios oyentes lo expresaron a través del Sr. Emiliano Cotelo que no percibieron que la sociedad, para ser tal, debe ser redistributiva del ingreso y de su aplicación. Si es a través de haberes o jubilaciones a partir de tal tope no tiene real importancia.
    Otra realidad que ninguno menciono es que la edad de jubilación actual permite una sobrevida del jubilado no prevista en los cálculos de retenciones que hace el BPS a esos efectos. Obviamente que a nadie le gusta la idea pero es la realidad. Cualquier gobierno que lo hiciera, por ejemplo subir el mínimo de edad jubilatoria, para tareas comunes, en forma progresiva a los 65 años se arriesgaría a perder la elección siguiente por paliza. Eso necesitaría un gran acuerdo nacional pero sucede que a la gran mayoría de los dirigentes partidarios le falta estatura política para sugerirla y acordarla.
    La Sra. Teresa Herrera que solicita determinados impuestos a las multinacionales creo que no tiene presente como se manejan realmente esas grandes empresas. En la realidad, no en la fantasía, una empresa multinacional si no le dan facilidades no se instala en el Uruguay. En ese panorama es preferible tenerlas aunque sea así antes que no tenerlas. Eso es parte de negociaciones del gobierno de turno para traerlas a invertir al país.
    Con respecto al mejor uso de los dineros públicos sería necesario una reforma del Estado practicamente imposible en la medida de la profusión de «derechos adquiridos» por decenas de miles de funcionarios.

    Reply
  3. En Noruega, las pasividades pagan impuestos en forma progresiva, cuanto más alta la pasividad mayor será el impuesto. Hasta las pensiones por enfermedad pagan impuestos, aunque son bajos. Puede haber excepciones -pocas, por cierto- como las pensiones a la vejez, aquellos que cobran jubilaciones de la Unión Europea o del Área Schengen, o aquellos que han vivido poco tiempo en el país y reciben ayuda social complementaria. La sociedad del bienestar no se puede construír sin fuentes genuinas de ingreso como son los impuestos a aquellas personas que viven en Noruega. Después está lo de distribuír bien, pero eso ya es otro gran tema. Y obviamente que las grandes empresas también pagan impuestos en Noruega, … como dicen por ahí «there is no such thing as a free lunch».

    Reply

Escribir Comentario: