PCU consideró «irresponsables» las declaraciones del FA sobre Venezuela

Daniel Martínez, Danilo Astori y José Mujica, que durante el fin de semana calificaron como “dictadura” al gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela, generaron una nueva controversia en la interna frenteamplista.

El ex precandidato Oscar Andrade, del Partido Comunista, opinó en su cuenta de Facebook que “elegir las redes sociales o los medios para anunciar virajes en temas sensibles es por lo menos irresponsable. Inaugura una forma que nos termina lastimando de forma innecesaria. Vendrá ahora, imagino, el debate en el Frente Amplio, ya condicionado por las declaraciones públicas. ¿A santo de qué la urgencia? Día amargo, celebran los poderosos”, escribió.

En la misma línea se pronunció el diputado de la lista 711 Saúl Aristimuño. «Me entristecen estas declaraciones, lamentablemente, porque se deberían haber discutido en la interna del Frente Amplio», dijo en diálogo con El Observador. «Estamos participando del Foro de San Pablo, se recibe aquí el apoyo a la candidatura de Daniel Martínez, y sin embargo estas declaraciones van en contra de eso», sostuvo.

El ex candidato Mario Bergara sostuvo en su cuenta de Twitter que «especificar el contenido de la situación en Venezuela es más relevante que etiquetarla con liviandad». «Fue la derecha la que instaló que decir la palabra dictadura era el parteaguas en la campaña electoral”, continuó diciendo Bergara. Por último, indicó: «El FA luchó desde el primer día (de la dictadura uruguaya) por la recuperación de las libertades» y que «por ello pagó un alto precio en cárcel, exilio, tortura y muerte». «Pareciera que ahora es el FA el que tiene que sacar el certificado de fe democrática mencionando la palabra dictadura referida a Venezuela», cuestionó.

La Mesa de los Martes con Daniel Supervielle, Edgardo Rubianes, Adriana Marrero y Fernando Scrigna.

Viene de...
Talvi y Sanguinetti no apoyaron una nueva candidatura de Bordaberry al Senado

Continúa en...
Telegramas

***
Foto en Home: Óscar Andrade. Crédito: Twitter.

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

13 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Una pena porque se derivó el tema hacia Venezuela y-según entendí-la propuesta inicial que no cuajó era analizar el impacto a la interna del FA de las diferentes declaraciones formuladas al respecto por sus líderes. Me temo que los cuatro hablaron aquí sin ceñirse a algo que, de concretarse, hubiera sido muy interesante. El señor Scrigna al abrir el diálogo con calificativos de antidemócratas y totalitarios a unos, ya condicionó el ambiente hacia un viraje que era previsible. Y citando a Rodó de una manera forzada y utilitaria, además. El periodismo está actuando de una manera frívola e irresponsable. La mayoría de las personas necesitamos analizar y evaluar propuestas de cara a octubre. Quedan solamente tres meses para decidir. Lejos de ello, «marcan la agenda» de manera de mantener al público cautivo de cuestiones exógenas , rencillas , fuego de artificio, A algunos políticos esa dilatación del tiempo de las definiciones sustanciales les sirve y otros «entran por el aro» como ovejitas.¿El cuarto poder? En todo caso un cuarto poder muy mediocre y una «!clase política» marchita sin excepciones. Decepción.

    Reply
  2. Respecto a la introducción que hizo Emiliano citando un tw de Mario Bergara, donde se refiere a la lucha del FA por recuperar la democracia, me gustaría decir lo siguiente.
    NO es cierto que el FA haya pagado un alto precio por DEFENDER la democracia. Muy por el contrario, sus sectores marxistas, que fueron los mas perseguidos por la dictadura, la despreciaban y la llamaban despectivamente “democracia burguesa”.
    La dictadura, en su delirio mesiánico y con una ideología anticomunista, los eligió como su enemigo a combatir y los atacó. De ahí que la «lucha» de esos militantes de izquierda, los comunistas y otros marxistas , fue una lucha por sobrevivir y NO por su devoción democrática, que lejos estaban de tenerla.
    Esa es la verdad.
    Sin perjuicio de lo anterior, reconozco que injustamente, muchos de ellos sufrieron persecución, tortura, desaparición y muerte.

    Reply
    1. Estimado Luis:
      El «delirio mesiánico» debió haber sido altamente contagioso, ya que en esos años se propagó por muchos países de toda la región, tal peste se vehiculizó por el virus de la «doctrina de la seguridad nacional» (¡yes!, made in USA).
      Es que luego, durante los tres últimos lustros (con comunistas, otros marxistas y tupamaros y todo el combo «sobreviviente») Uruguay es una democracia plena, paradójicamente gobernada por los ¿no devotos?; y es que también la dictadura cívico militar, que si pregonaba devoción por la democracia, contó con apoyo y participación de varios integrantes de los partidos tradicionales (incluso uno de ellos, electo presidente de forma constitucional, dió el golpe de estado).
      El FA y sectores importantes de los partidos tradicionales también, efectivamente pagaron un «alto precio» y no solo ellos, también muchos de esquina, de a pié, gente común.
      Saludos cordiales.

      Reply
      1. El punto central al cual hacía referencia es la falsedad o inexactitud al menos, del extendido relato que dice,»el FA pagó un alto precio por defender la democracia».
        De acuerdo a su propia definición, resulta obvio que los sectores marxistas del FA no creen en la libertad y la democracia tal como la entendemos clasicamente en Uruguay. Por lo tanto, de arranque ya vemos una gran dificultad para sostener ese relato. En ese sentido no olvidemos como el Partido Comunista y otros, acudieron raudamente a apoyar los comunicados 4 y 7 de febrero del 73, que marcaron el comienzo de la caída de la democracia, la que terminaría el 27 de junio de ese año con la disolución del Parlamento.
        Pero resultó que la dictadura fue entre otras cosas anti marxista (contagiada por el virus de la «doctrina de la seguridad nacional»como usted dice) y por lo tanto puso a estos sectores en la primera fila de sus enemigos. Y los combatió despiadadamente. Y claro, éstos se defendieron, enfrentándola para sobrevivir. Por supuesto que en el FA había y hay un gran porcentaje de integrantes que no son marxistas y son demócratas. La torpeza de la dictadura no hizo diferencias. Por lo tanto también fueron injustamente perseguidos, al igual que los sectores democráticos de los partidos tradicionales.
        Respecto a que el FA ha gobernado tres períodos respetando la democracia es cierto. No obstante, medio FA siendo marxista (no demócrata) pero hoy los tiempos son otros y no hay lugar para aventuras revolucionarias.

        Reply
        1. «…los sectores marxistas no creen en la libertad y la democracia…»
          Luis, lo que es obvio para usted y da por descontado, es temerario y se contradice con la realidad, los marxistas vernáculos y otros mas dejaron su sangre sí, luchando por la libertad y la democracia, ni mas ni menos; y ya en el gobierno, mantuvieron y elevaron el nivel democrático con vigencia absoluta de la libertad en el marco de la ley.
          En el 73 yo era pre adolescente, recuerdo bien aquella democracia pachequista y luego la bordaberrysta, fueron la mayor tríada de corrupción y represión y miseria que viví en democracia en mi país.
          Los 4 y 7 fueron según los propios militares para inducir al error de los comunistas (que ni antes ni después se levantaron en armas) y mordieron el anzuelo del golpe peruanista.
          En fin, parafraseando al bigotón marxista:
          Estos son mis principios, si no les gusta, NO tengo otros.
          Gracias por el intercambio.

          Reply
    2. Diego Roselli Mailhe · Edit

      Luis:
      La Dictadura no supo distinguir las peras de los boniatos. Metió presos y persiguió a católicos también. No era por el marxismo, el comunismo, etc. Le dieron sin piedad a quien fuera que ellos creían que era el enemigo, sin pensar mucho.
      El FA fue a sus dos primeras elecciones con el lema PDC. Esos no eran comunistas, ¿verdad? Entonces, ¿cómo afirmar que la lucha del FA no era por defender la democracia? Porque había grupos que podían considerarse lejanos a la democracia, es una absoluta injusticia meter a todo el FA en esa bolsa.
      ¿Seregni también era antidemocrático? ¿Y Michelini? ¿Y Juan Pablo Terra?
      No, no. Simplificar hace mucho daño. Mucho daño.

      Reply
      1. Diego, comparto contigo que en el FA había y hay muchísimos integrantes que son demócratas y no marxistas. También comparto que sufrieron diferentes grados de persecución y que la dictadura fue muy torpe ya sea voluntaria o involuntariamente para diferenciar unos y otros. No generalizo en absoluto.
        Pero me molesta mucho escuchar permanentemente a comunistas, y otros marxistas mostrarse como los paladines de la lucha contra la dictadura y en pos de la democracia, mencionando que son quienes mas presos, muertos y desaparecidos tuvieron. Esto último es cierto, pero lo que intento decir es que NO lucharon contra la dictadura por demócratas, sino que lucharon por su supervivencia, porque repito, la dictadura los eligió como uno de los enemigos a exterminar.

        Reply
  3. Anamaría Balparda · Edit

    Sr. Cotelo: Creo sinceramente que un día de estos Ud. va a tener un disgusto si continúa teniendo al Sr. Rubianes como invitado en sus mesas. Es incivil, no puede intercambiar ideas, ni discutir de forma correcta. Tal vez sus opiniones serían más potables si Ud. lo entrevista en forma personal, si lo estima valioso, cosa que no dudo, ya que lo convocó.

    Reply
  4. Quienes vienen descubriendo ahora que Venezuela es una dictadura no han tenido oportunidad, como la tengo yo cada año, de viajar a Caracas a llevar medicinas, hojillas de afeitar, etc., a amigos uruguayos que quedaron “atrapados” y que, a pesar de haber trabajado 50 o 60 años por allá, a menudo no les da para comer. Habló de arquitectos, urbanistas, odontólogos, etc. Tampoco han experimentado la falta de agua todos los días desde las épocas de Chávez. Ni se han tenido que calar el desconocimiento de la Asamblea Nacional porque ganó la oposición. La vida diaria en Venezuela es una desgracia. Acabo de regresar hace un mes de enterrar a mi mejor amiga enferma de cáncer de páncreas, a quien hubo que tratar en hospitales privados (pagando muchos miles de dólares) porque los hospitales del gobierno no tienen luz, agua o medicamentos. He visto a mucha gente comer directamente de la basura en Los Palos Grandes, un barrio de clase media cuya basura es considerada “de primera”. Por favor, quienes quieran opinar de Venezuela vayan. No como privilegiados en circunstancias especiales (Abdala, PitCnt) sino como como gente “normal”. De pase, qué pesado es Rubianes!!! Gracias.

    Reply
    1. Confirmo lo que usted dice . Ha sido terrible ver el cambio que se produjo y tener que asistir a amigos y familiares con enfermedades graves que han vendido sus casas para pagar a precio de oro medicamentos , asistencia médica y cuidadores; a tal punto que uno a veces se dice que los que murieron antes del desastre finalmente tuvieron suerte. Pero siempre puede más la ceguera frente a la derrota ideológica y moral y así tachar a los «arrepentidos»de último momento de irreponsables.

      Reply
  5. Traducción de «irresponsable» en su jerga: «Estos tres se pusieron de acuerdo el fin de semana para cambiar el discurso y no nos avisaron».

    Reply
  6. Más frontal, tal vez sin tanto vuelo poético el Sr. Scrigna es un tenaz émulo del finado Mercader. Sea cual sea el tema que se trate siempre termina hablando de los sesenta y del sapo.

    Reply

Escribir Comentario: