Entrevista central, lunes 17 de octubre: Graciela Bianchi

Entrevista con la diputada Graciela Bianchi (Todos, PN).

Video de la entrevista

EN PERSPECTIVA
Lunes 17.10.2016, hora 8.20

EMILIANO COTELO (EC) —En materia de educación, el gobierno de Tabaré Vázquez procura dejar una huella en la historia.

(Audio María Julia Muñoz)

Ahora nos planteamos que todos los niños y jóvenes tienen que estudiar, desde los 3 a los 17 años, que todos tienen que concurrir a la educación inicial y que todos tienen que terminar la enseñanza secundaria. Es un desafío de corte similar al que el país se planteó con la reforma vareliana para la educación primaria.

(Fin audio)

Así hablaba la ministra de Educación y Cultura, María Julia Muñoz, este miércoles, durante el largo llamado a sala que encabezó la diputada nacionalista Graciela Bianchi, en la Cámara de Representantes.

¿Qué dejó esa interpelación? ¿Cómo se observa desde la oposición la política que aplica el gobierno en materia educativa?

Vamos a conversarlo con la diputada Bianchi.

Usted es abogada, escribana, docente de historia…

GRACIELA BIANCHI (GB) —Egresada del IPA, tengo el título.

EC —… fue secretaria del senador frenteamplista José Germán Araujo, fue directora del Liceo Bauzá y fue secretaria del Consejo Directivo Central (Codicen) de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP).

¿Cómo se siente en el sector Todos del Partido Nacional (PN), al que se incorporó en el período pasado y por el cual fue elegida diputada?

GB —La verdad es que después de muchos años dentro del Frente Amplio (FA) también hay una cosa que pocas veces se recuerda y que me interesa que se tenga claro: yo fui secretaria de bancada de Democracia Avanzada del 90 al 93, cuando decidí irme. Fue la primera vez que me fui de un ámbito frenteamplista, no me fui del Frente, y tenía mi oficina junto con Jaime Pérez. Lo recuerdo porque Jaime Pérez es de las figuras de la izquierda que se han olvidado.

Me siento muy bien. Se me respeta el pasado, se me respetan mis opiniones, formamos en la 404 un equipo de gente que parece que nos conociéramos de toda la vida, de mucho compañerismo. Y con Luis Lacalle Pou tenemos una excelentísima relación, como debe ser entre un líder y una persona que forma parte de su grupo político. Él fija los lineamientos generales, discutidos, concertados; no es un líder que nos dé órdenes, sino que discute con nosotros –tiene un fuerte carácter, lo cual es necesario en los líderes–, nos escucha y en definitiva nuestra acción está signada por la libertad. Que no quiere decir hacer lo que nosotros queremos, pero sí con mucha libertad.

EC —¿Se siente blanca?

GB —A veces los blancos se enojan conmigo porque yo digo que no soy blanca. En realidad el PN ya es una coalición de partidos. Tenemos que retrotraernos a la historia, pero yo me siento muy nacionalista, siempre fui saravista, todo el mundo lo sabe –o los que me escuchan–, me recibí en el IPA con una monografía sobre Aparicio Saravia con la tutoría del profesor Pivel Devoto. Siempre admiré muchísimo la trayectoria del PN. Leandro Gómez, ni que hablar Aparicio, Timoteo Aparicio, Aparicio Saravia. Siempre admiré mucho el gusto, la lucha y todo lo que hizo el PN por el sufragio libre, que es una ventaja comparativa del Uruguay que supo sortear las guerras civiles del siglo XIX y aparecer en el siglo XX con una democracia tan consolidada que se proyectaba en la Constitución que entró en vigencia en 1919.

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

1 Comentario - Escribir un comentario

  1. Ernesto de los Santos · Edit

    Coincido con GB en un punto que pasó desapercibido en la entrevista: «no se puede tener dos modelos de país». Hay una contradicción entre lo que plantea el FA en las problemáticas del país y sus políticas económicas y sociales que son de corte neoliberales (como bien dice bien GB). Lo que no queda claro es que el cambio en la educación tiene que venir de la mano de cambios sociales y económicos, cosa que no sucede porque la política predominante sigue siendo la de mercado, y a ellos nos subordinamos. Plantearse cambiar el ADN implica una revolución que está lejos de ser lo que dice Maria Julia, esto que hace es maquillaje. El cambio, además de estar alineado a grandes cambios en la sociedad y el gobierno, se debe construír desde los actores principales (docentes) y Maria Julia ha logrado poner distancia con éstos a traves de sus declaraciones. Peor aún, los docentes que estan a la defensiva no son capaces de hacer una autocrítica reflexiva sana que acerque, sino que se distancian mas del diálogo con las autoridades. Esta situación garantiza el fracaso de cualquier cambio.
    A nivel técnico, cuidado con la jerarqueización de las asignaturas, no creo que debamos poner incapié en matematicas, lengua y las que dice GB. Le recomiendo que se actualice y piense en educar el cuerpo también (deporte, danza, arte), los educandos no son buzones para depositar conocimientos. No solo hay que prepararlos para el trabajo, deben ser capaces de ser críticos y concientizarse en este contexto neoliberal para justamente trabajar por el cambio. Esto no lo hace la educación formal.

    Reply

Escribir Comentario: