Entrevista central, miércoles 13 de julio: Jaime Saavedra y Daniel Garay

EC —Vayamos a los distintos componentes del polo. Detengámonos en los talleres que producen para abastecer al sistema carcelario, al INR, o sea, a establecimientos como el Comcar y otros. ¿Qué se produce aquí? ¿Qué soluciones se suministran a las otras cárceles?

DG —Por ejemplo, pintura, ventanas de aluminio, rejas, todo lo que es herrería en general, puertas, lo que sea necesario. Bloques, tenemos artículos de limpieza, escobas, escobillones, de fabricación propia.

EC —Hay un taller mecánico también.

DG —De mecánica muy ligera, no puntualmente. Tenemos un taller de tornería.

EC —Capaz que yo me refería a otra cosa. Vi el momento en que se estaba instalando en una camioneta del Ministerio del Interior la protección de los vidrios [con una malla metálica].

DG —Sí, la protección exterior para los grupos de choque. Es la protección de las camionetas de la Brigada [de Conducciones y Traslados]. También se hace el interior para el traslado de las personas privadas de libertad.

EC —Era muy curioso observar trabajando juntos allí a los policías responsables de esa camioneta y a los reclusos que estaban colocando el equipamiento.

DG —Totalmente, esa es una de las principales cosas que hemos logrado, el trabajo en conjunto de policías, operadores penitenciarios y personas privadas de libertad.

EC —Quedó mencionada al pasar, dentro de este capítulo (o componente) del Polo Industrial, la carpintería de aluminio. El viernes, cuando estuvimos de recorrida, conversé con una de las personas que en ese momento estaban trabajado en el lugar. Vamos a escucharlo y verlo.

(Video)

EC —¿Dónde estamos acá, dentro del Polo Industrial? ¿Cómo se llama esta parte?

Recluso (R) —Carpintería de aluminio. Se arman ventanas y se cortan vidrios.

EC —¿Cuánto hace que te dedicás a esto?

R —Acá adentro, van a hacer tres años.

EC —¿Y antes de entrar qué hacías?

R —Nada, no estaba trabajando.

EC —Pero ¿a qué te dedicabas?

R —¿En la calle?

EC —Sí.

R —Trabajaba en el Mercado Modelo, en un puesto de verduras.

EC —¿Y cómo salió esto de la carpintería de aluminio?

R —Cuando llegué acá empecé a trabajar de pintor. Me dieron este sector para pintar, en el cual trabajaba un policía, estaba encargado acá. Me enseñó a trabajar acá, me dijo que me podía quedar acá y me quedé acá. Y hoy en día estoy acá como encargado.

EC —Tuviste que aprender el oficio.

R —Claro, hice un curso con Inefop.

EC —¿Lo dieron acá mismo?

R —Lo dieron acá mismo, en la carpintería de aluminio.

EC —No eras tú el único alumno, había otros.

R —No, hubo más gente que trabajó acá, hizo el curso. Algunos están trabajando en otros lados, otros están trabajando acá conmigo.

EC —¿Es un curso corto ese?

R —Sí, seis meses. Nos dieron un diploma, yo lo tengo ahí colgado en la pared.

EC —Entonces te dedicás a este taller, ¿cuántas horas por día?, ¿ocho?

R —Sí, ocho horas.

EC —¿De lunes a viernes?

R —De lunes a viernes.

EC —¿Y para dónde producen? ¿Qué destino tiene lo que hacen acá?

R —Viene por encargue, tanto para la calle como para otra cárcel. Los vidrios igual, para la calle y para otra cárcel también. Ahora estoy cortando vidrio para otra cárcel, para la cárcel de mujeres.

EC —¿Sos el único acá?

R —No, tengo dos compañeros que ahora están trabajando en el módulo 5, están colocando las ventanas. Somos tres.

EC —¿Está bueno esto?

R —Está buenísimo, la verdad, que lo vine a aprender acá adentro. Está muy lindo esto.

EC —¿Puede ser tu oficio cuando salgas?

R —Sí, creo que sí.

EC —¿Cuánto te falta?

R —Me faltan 10 años todavía para salir.

EC —¿Pensás aprender alguna otra cosa?

R —Me anoté para electricidad, electrónica.

EC —¿También?

R —Sí.

EC —¿Y cómo es eso? ¿Estás esperando?

R —Sí, estoy esperando a ver si va a salir el curso.

EC —¡Suerte!

R —Gracias.

EC —¿Tu edad es…?

R —37

(Fin video)

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

Escribir Comentario: