Entrevista
Nin Novoa: Mercosur “exhortó” a Venezuela al protocolo de DDHH del bloque

“Los cancilleres hemos hablado de que vamos a estar atentos” a lo que pasa en Venezuela, dijo esta mañana el ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa. En entrevista con En Perspectiva, el secretario de Estado opinó que “la calidad democrática” de ese país “deja mucho que desear”.

Esta semana, al término de la Cumbre del Mercosur, un comunicado firmado por los mandatarios alentó a los socios del bloque a adherir al Protocolo de Asunción sobre Compromiso con la Promoción y Protección de los Derechos Humanos. Según Nin Novoa, ese punto es un mensaje directo a Venezuela por ser el único país que todavía no lo ha hecho.

EN PERSPECTIVA
Fragmento de la entrevista realizada el miércoles 23.12.2015

EMILIANO COTELO (EC) —El lunes, allí en Asunción, la canciller venezolana, Delcy Rodríguez, acusó a Mauricio Macri de injerencia en asuntos internos de su país, porque el nuevo presidente argentino había pedido la liberación de los políticos opositores que están presos. ¿Cómo le resultó ese debate? Se lo pregunto porque después ninguno de los presidentes aludió a este asunto.

RODOLFO NIN NOVOA (RNN) —Venezuela prácticamente es el último país en hablar en la cumbre por el orden alfabético, habla Argentina, habla Brasil, habla Uruguay y habla Venezuela.

Yo esperaba que el presidente Macri hiciera alguna referencia a la situación de los derechos humanos en Venezuela, porque es la primera vez que él llega a una cumbre de esta naturaleza o a una reunión de este tipo y Argentina anteriormente jamás había hecho ninguna referencia a esto. Al contrario de lo que han hecho otros países. Yo mismo aquí en este estudio en abril, poco después de venir de la cumbre de cancilleres de la Unasur, ocasionada por aquel decreto ejecutivo de EEUU, di mi parecer y el parecer del Uruguay en materia de derechos humanos en Venezuela.

EC —Aquella entrevista levantó mucha polvareda.

RNN —Mucha polvareda. Esa es la diferencia entre las opiniones de los países y la búsqueda de consenso. Porque el consenso no es la opinión de los países, es lo que se puede lograr en función de todos los intereses allí planteados. Entonces yo me imaginaba que Argentina iba a hacer un planteo de este tipo; ya había pedido la aplicación de la cláusula democrática del Mercosur –pedido que retiró después en función de las elecciones que hubo el 6 de diciembre–, y algún planteo iba a haber. Y ese planteo se hizo, pidió la libertad de los presos políticos, y la canciller venezolana le contestó con una argumentación que esa sí me sorprendió, porque dijo algo que nadie sabe y que no ha sucedido además: que el presidente Macri había liberado a los torturadores y a los responsables de las violaciones de los derechos humanos durante la dictadura argentina.

EC —Sí, o que iba a promover la liberación. Eso se descartó por completo. El Gobierno argentino lo desmintió.

RNN —Totalmente. Hubo una discusión sobre el alcance de la definición de derechos humanos; el principal derecho humano, obviamente, después de la vida, es el de la libertad, y se habló también de los derechos en materia de educación y de salud y se entreveró un poco la discusión. Pero, como he dicho y no me retracto, la calidad democrática de Venezuela deja mucho que desear. Diría que es una democracia autoritaria porque hay elecciones. Además de llevar un sistema económico que tiene al país quebrado prácticamente, que no ha dado resultado, el socialismo del siglo XXI.

EC —Y esa opinión usted la mantiene pese a que en la elección del 6 de diciembre no hubo ninguna queja a propósito de cómo funcionó la votación en sí misma.

RNN —Son cosas distintas. Hoy ya se está hablando de que van a impugnar la elección de 22 diputados y que no los van a dejar asumir. No sé qué va a pasar con eso, francamente. Y no es un tema de injerencismo ya, a mí no me interesa meterme en las cosas de Venezuela, pero la protección de los derechos humanos no puede excusarse detrás de la política de no intervención o de no injerencismo.

EC —Usted acaba de recordar la posición que tiene la cancillería uruguaya; ¿hay que entender que es la posición del Gobierno uruguayo?

RNN —Sí, claro.

EC —Ahora se sumó el planteo que hizo el presidente Macri. Pero el Mercosur como tal después, ¿qué hizo? ¿Trató el tema?

RNN —No.

EC —No sacó ninguna resolución.

RNN —No. Lo que hizo fue exhortar a Venezuela a que adhiera a la Carta Democrática del Mercosur.

EC —No está dicho en esos términos, ¿no? En uno de los puntos el comunicado posterior a la cumbre, un comunicado muy largo, los mandatarios alientan a adherir al Protocolo de Asunción sobre Compromiso con la Promoción y Protección de los Derechos Humanos del Mercosur a los países que todavía no lo han hecho.

RNN —Léase Venezuela.

EC —No está dicho Venezuela, pero es un mensaje a Venezuela.

RNN —Es clarísimo. Es el único que no lo tiene incorporado.

EC —¿Es una forma de advertencia al mismo tiempo?

RNN —Sí, es una exhortación. Porque para ser miembro pleno del Mercosur hay que internalizar todas las resoluciones que se han ido adoptando a lo largo de estos 25 años. Este caso lo podríamos extrapolar a los tratados de libre comercio. Cuando uno entra en una formación ya iniciada hace muchos años tiene que aceptar las medidas que los demás países fueron incorporando y adoptando. Por eso nuestra preocupación –no quiero volver al tema comercial– sobre estar o no estar en las negociaciones, porque cuando usted no está y después quiere entrar o lo multilateralizan y lo llevan a la OMC, tiene que sufrir las consecuencias de no haber estado, tiene que cumplir con las medidas que adoptaron otros. Eso es lo que está pasando con Venezuela y lo que va a pasar con Bolivia, Bolivia tiene que internalizar toda la normativa mercosuriana.

EC —¿Cabe la posibilidad de que, según cómo evolucionen los acontecimientos en Venezuela, haya un planteo de respeto a la cláusula democrática del Mercosur? Macri lo planteó durante la campaña electoral, después lo retiró… ¿Quedó latente eso o no?

RNN —Con Venezuela siempre estamos esperando a ver qué pasa. Estábamos esperando las elecciones legislativas y las elecciones transcurrieron en un marco normal. Ganó la oposición, no hubo fraude, como se dijo que iba a haber, el Gobierno reconoció ese resultado, y ahora lo que se espera es la asunción del nuevo Congreso. Ese mismo Congreso tendrá las facultades –supongo, no conozco la Constitución bolivariana– para dictar normas que tendrá que acatar el Poder Ejecutivo o vetarlas, si es que el derecho del veto presidencial existe en la Constitución bolivariana, no lo sé.

Por ejemplo, la libertad de los presos políticos, puede haber una ley de amnistía que declare la libertad de Fulano, Mengano y Ciclano, con nombre propio, o general de los presos políticos. También me parece –no quiero entrometerme en los asuntos de Venezuela– que sería una buena señal que Venezuela liberara a algunos, pero es verdad que puede haber un proceso judicial amparado por normas que establezcan estos delitos. Supongo que el juez que dictó la sentencia o el auto de procesamiento de estos señores tiene una norma en la cual ampararse. Es muy difícil opinar sobre estas cuestiones sin conocer la materia bastante en detalle.

Pero como decía, por Venezuela siempre estamos esperando. Esperamos las elecciones parlamentarias, ya ocurrieron; ahora esperamos el 5 de enero, que asuman los nuevos parlamentarios. Los cancilleres hemos hablado de que vamos a estar atentos, vamos a ver qué sucede. Yo estoy citando a una reunión de cancilleres de la Unasur para el 28. El 27 hay una reunión de Celac [Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños] en Ecuador, donde cambia la presidencia, entonces vamos a aprovechar el día siguiente para hacer una reunión de Unasur. Pero si entre el 5 y el 27 sucede alguna cosa que consideremos que merezca ser analizada citaremos a una reunión extraordinaria de cancilleres para analizarla.

Transcripción completa
Entrevista central, miércoles 23 de diciembre: Rodolfo Nin Novoa

Nota relacionada
Canciller Nin Novoa: “En Venezuela hay elementos que no se condicen con la excelencia democrática”, En Perspectiva, 6.4.2015

***

Foto en Home: De izq. a der., Michelle Bachelet (Chile), Tabaré Vázquez (Uruguay), Mauricio Macri (Argentina), Horacio Cartes (Paraguay), Dilma Rousseff (Brasil), Evo Morales (Bolivia), Moses Nagamootoo (Guyana) y Delcy Rodriguez (canciller de Venezuela) saludan durante la «foto de familia» en la XLIX Cumbre del Mercosur en Luque, Paraguay, 21 de diciembre de 2015. Crédito: Miguel Rojo/AFP Photo.

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

Escribir Comentario: