Carlos Torres (1934-2015)
El adiós a un artista de la luz

Por Cecilia Pérez Mondino ///

El viernes 27 de noviembre falleció Carlos Torres. Además de a un gran amigo, padre y abuelo, despedimos a un artista importante del teatro uruguayo y a un hombre de la cultura de nuestro país.

Carlos había nacido en Treinta y Tres, el 21 de agosto de 1934, y jovencito se radicó en Montevideo. Se desempeñaba como empleado en la mutualista de la Asociación de Empleados Civiles de la Nación (AECN) y era muy tímido. Una compañera de trabajo, Melucha, lo invitó a integrarse a un grupo de teatro que dirigía su hermano, Rubén Castillo.

En-un-cumpleaños-de-Rubén-Castillo-Carlos-Torres-Ana-Mautone-ok
Carlos Torres junto a su esposa Ana Mautone, en un cumpleaños de Rubén Castillo.

Allí, en el Teatro Libre, Torres encontró una profesión –la iluminación– y una familia: en ese elenco conoció a una joven y bella actriz, Ana Mautone, con quién se casó, tuvo tres hijos y, con el tiempo, cuatro nietos: Leticia, Diego, Joaquín y Sofía.

Carlos siguió iluminando con sabiduría y belleza todas las puestas en escena del Teatro Libre y después ingresó como funcionario en el taller de iluminación del Teatro Solís.

Más tarde se integró a la Comedia Nacional y fue nombrado profesor de la Escuela Municipal de Arte Dramático, donde contribuyó a la formación de muchas generaciones de artistas técnicos. La mayoría de quienes hoy se dedican a la iluminación en el teatro nacional fueron sus alumnos.

En la década de 1980 colaboró en la remodelación de casi todas las salas teatrales del interior del país. También creó la primera sala alternativa en el Teatro Solis –la Zavala Muniz– y el pequeño teatro del Club Lawn Tennis que hoy lleva el nombre de Antonio «Taco» Larreta.

Fue coordinador general de las primeras muestras internacionales de teatro. Participó en la Bienales de Teatro de Paysandú. Trabajó en Paraguay en varias ocasiones. Con la Comedia Nacional viajó a España, Argentina, Chile y Brasil en varias oportunidades. Durante su carrera iluminó unos 300 espectáculos y obtuvo 11 premios Florencio, pero también es recordado por su generosidad y solidaridad con todos los jóvenes que al comenzar sus actividades le pedían ayuda.

El año pasado lo invité a una clase en la Facultad de la Cultura del Centro Latinoamericano de Economía Humana (Claeh) y entusiasmó a los estudiantes de la Licenciatura en Gestión Cultural con sus historias del teatro independiente. Había estado vinculado a casi todos los grupos y a los más importantes directores.

Me pareció necesario contarles quién era Carlitos Torres y compartir la tristeza por su muerte.

Documento relacionado
Carlos Torres: Maestro de iluminadores, entrevista de Cecilia Pérez Mondino, abril de 2003

***

Sobre la autora
Cecilia Pérez Mondino es profesora de historia en la Facultad de la Cultura del Centro Latinoamericano de Economía Humana (Claeh).

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

2 Comentarios - Escribir un comentario

Escribir Comentario: