Nin Novoa explicó que Uruguay aboga por elecciones en Venezuela pero “no plantea condiciones”; dijo que se logró cambiar cinco pre requisitos que planteaba la Unión Europea

“Me preocupa la intransigencia de Guaidó”, afirmó el canciller, al otro día de la primera reunión en Montevideo del Grupo de Contacto Internacional sobre Venezuela

Transcripción de la entrevista con Rodolfo Nin Novoa

Este jueves 7 de febrero en Torre Ejecutiva tuvo lugar el primer encuentro del Grupo de Contacto Internacional (GCI) sobre Venezuela, una iniciativa impulsada por la Unión Europea (UE). Un día antes, el miércoles, el canciller Rodolfo Nin Novoa y su par mexicano, Marcelo Ebrard, anunciaron en conferencia de prensa otro ámbito de diálogo, el Mecanismo de Montevideo, con un enfoque distinto: no pide elecciones, como sí hace el GCI, sino que solo pretende acercar al Gobierno de Nicolás Maduro y a la oposición, encabezada por el autoproclamado presidente encargado, Juan Guaidó.

En diálogo con En Perspectiva este viernes, el canciller Nin Novoa afirmó que la resolución del GCI se vuelve «coincidente» con lo que están buscando los países del Mecanismo de Montevideo, porque “ambos grupos reconocen la compleja situación de la crisis” que atraviesa Venezuela; los dos “rechazan el uso de la fuerza y la intervención armada”; ambos “reconocen que es potestad de los venezolanos encontrar una salida al conflicto”; y ninguno pone condiciones. “En el espíritu hay un único sistema” que busca ayudar a una salida de la crisis que vive este país caribeño, dijo Nin.

El canciller resaltó que Uruguay quitó cinco pre-condiciones que estaban en el borrador de la declaración del GCI sobre Venezuela, en lo que entiende fue «una reunión muy trabajosa». Una de estas condiciones era «la liberación de presos políticos», otra era «una observación internacional independiente» y también se encontraba la «eliminación de todos los obstáculos para la participación libre e igualitaria de todos los partidos». «Todo eso Uruguay lo rechazó», dijo Nin Novoa.

Además, se solicitaba el «establecimiento de una composición equilibrada del Consejo Nacional Electoral (CNE)». Sobre este punto, el canciller uruguayo consideró que los representantes europeos estaban «desconociendo cómo se nombra al CNE» que «está integrado por cinco personas no vinculadas a organizaciones con fines políticos: tres de ellos son postulados por la sociedad civil, uno por la Facultad de Ciencias Jurídica y uno por el Poder Ciudadano. Es prácticamente una elección popular que la Asamblea (Nacional) ratifica después. No se puede cambiar el CNE así nomás», sostuvo.

Manifestó que la UE también reclamaba el «establecimiento de nuevos registros electorales que permitan el voto de los venezolanos fuera del país». Sobre este tema, Nin Novoa se preguntó «cómo Uruguay va a instruir eso cuando no tiene voto fuera del país».

Destacó que fue “fructífera” la reunión de ayer porque «se abren oportunidades para crear opciones a los efectos de colaborar a una solución de un problema venezolano que atañe a toda la región».

La posición de Uruguay

“Uruguay, viendo la nueva situación que hay en un país con dos presidentes dice: ‘La única salida son las elecciones’”, sostuvo Nin, aunque agregó: “No estamos poniendo condiciones”.

“Cuando hay dos gobiernos establecidos anulándose uno contra otro la única solución son elecciones. La propia Constitución venezolana prevé en su artículo 71 la elección de referéndum consultivos, a iniciativa del presidente de la República, o de la mayoría de la Asamblea Nacional (que la oposición la tiene -indicó-) o del 10% de los electores, para consultar sobre temas esenciales de la vida nacional. A Uruguay le parece esencial que los venezolanos discutan cómo salir”, afirmó el canciller.

“Uruguay trabajó en este sentido, y ahí tiene una herramienta propia la Asamblea Nacional”, dijo. Según él, se habló de esto y se dejó para retomar en los próximos encuentros.

El GIC y el Mecanismo de Montevideo: ¿contradictorios?

Consultado respecto a si hay contradicción en la posición uruguaya al integrar el GCI y el Mecanismo de Montevideo, Nin dijo: “No hay contradicción porque estamos todos en el mismo objetivo”. Ante la consulta de si uno plantea condiciones y el otro no, el canciller afirmo que lo que definió el GCI “no son condiciones, son objetivos”.

Sobre la “autonominación de Guaidó” y su “intransigencia”

“No puede haber dos presidentes en un país», declaró Nin Novoa. «Es un acto donde también tiene responsabilidad la oposición, porque en noviembre–diciembre de 2017 se había dado una instancia de negociación donde se había arreglado ir a la elección y luego la oposición decidió no participar, pero eso estaba arreglado”, afirmó.

“Si se habla de la ilegitimidad el gobierno de Maduro, francamente tanto o más ilegítimo es la autoproclamación (de Guaidó). Ahí tenemos la dificultad de que hay países que reconocen a Juan Guaidó… No me voy a pronunciar sobre los argumentos que tiene Guaidó para autoproclamarse… pero no son coincidentes con los del artículo 233 de la Constitución venezolana a la cual apela”, expresó Nin.

“Anda nombrando embajadores, y no tiene instrumentos ni medios para hacerlo”, agregó.

“A mí lo que me preocupa es la intransigencia de Guaidó», siguió el canciller. «Dice a todo no: no a las elecciones, no al diálogo, no a nada… Me preocupa mucho la intransigencia, porque no se llega a ningún puerto seguro. Lo que hay que ser flexible y comprensivo y saber que uno no tiene toda la verdad de su lado. Los argumentos tienen que atender el interés general de la mayoría, no el particular”. Ante la consulta de si el presidente Nicolás Maduro no es igual de intransigente, el ministro sostuvo que “son los dos iguales, por eso hay que buscar una salida», y que «Guaidó no quiere elecciones. Maduro por lo menos habló de elecciones parlamentarias, lo que hay que convencerlo es que haga las dos”.

La crisis humanitaria que vive Venezuela

“Cuando alguien plantea una ayuda humanitaria es muy difícil decir que no», dijo Nin Novoa. «Nosotros deberíamos ayudar en las dificultades que tienen los venezolanos en materia de salud y acceso a medicamentos. Ahí hay una crisis de salud que hay que ayudar a resolver”.

Continuó: “Lo que se dijo (ayer) es que la ayuda tiene que llegar a los que más los necesitan. Lo que no puede pasar es que la ayuda humanitaria (como la que propone Estados Unidos) termine siendo como la presencia de armas de destrucción masiva en Irak, que después no se comprobó. Entonces eso no puede ser el motivo y el argumento para la intervención armada que ni Guaidó ni Estados Unidos descartan, cosa que sería trágica para Venezuela y para todos”.

Sobre cómo se debería hacer la ayuda humanitaria afirmó que podría canalizarse a través de la oficina de la UE en diálogo con el Gobierno de Maduro.

Transcripción de la entrevista con Rodolfo Nin Novoa

***

Documentos relacionados
Documento de trabajo del Mecanismo de Montevideo

Declaración del Grupo de Lima en que critica instancias de diálogo sobre Venezuela porque son “manipuladas por el régimen de Maduro”

Reglas de trabajo propuestas por la UE (Resolución del 30 de enero 2018 del Consejo Europeo) para el Grupo Internacional de Contacto sobre Venezuela

***

Documento relacionado
Declaración final de la primera reunión del Grupo de Contacto Internacional sobre Venezuela

***

Foto en Home: Presidencia

¿Hay errores en esta nota? Haz click aquí

Compartir

8 Comentarios - Escribir un comentario

  1. Más le vale a Guaidó no caer en la trampa de Maduro y sus aliados. La unica negociación debe ser con la condición de la salida de Maduro y elecciones libres

    Reply
  2. Si el canciller Nin Novoa tiene dudas sobre la crisis humanitaria de Venezuela, no tiene más que darse una vuelta por allá. Llevo años llevando medicinas esenciales, llevando dinero con el cual comprar comida, etc. Si quiere, lo invito.

    Y en cuanto a la intransigencia de Guaidó, por favor!!! Canciller, sea honesto! Por supuesto Maduro quiere elecciones parlamentarias; son las únicas que no pudo robar (hasta ahora).

    Reply
  3. Estamos de acuerdo que en un país no pueden haber dos presidentes y en Venezuela no lo hay. El único presidente que hay es Maduro que fue elegido por el pueblo en elecciones libres. El otro se auto proclamo presidente,sin ninguna legitimidad.
    Uruguay no reconoce a Guaidó, pero se contradice, ya que Nin Novoa, sostiene que no puede haber dos presidentes en un país. En que quedamos al final?

    Reply
  4. Con respecto a la ayuda Humanitaria; Hay que preguntarle a la CIA y amigos donde esconden la comida y medicamentos, como hicieron en Chile, ( Recordar amigos) . Desbloqueando la economía Venezolana por parte de EEUU y U Europea, se soluciona, no con sobras.

    Reply
  5. No entiendo el ahínco de Cotelo y la oposición en señalar una y otra y otra y otra vez (Cotelo lo hace decenas de veces en la entrevista) que el gobierno uruguayo tuvo un ¨giro¨ y ahora pide elecciones. Si, ¿y? ¿ahora lo correcto es ser inflexible para no contradecirse? La vida en general, y la política en general funciona muchas veces en base al análisis de la realidad…y con el paso del tiempo uno analiza las cosas a través de nuevos elementos que van apareciendo, y eso puede llevar a cambios de postura. Déjense de joder, no soy frenteamplista y en muchas cosas estoy contra el gobierno, pero el trabajo de cancillería uruguaya es profesional y no un capricho zurdo como quiere presentarlo la oposición. El gobierno me da asco, pero la oposición me da más.

    Reply

Escribir Comentario: